La puerta exterior es la primera barrera del edificio, para evitar la entrada de polvo y frío en el edificio. Sin embargo, en ocasiones el portal no consigue guardar la temperatura correcta. Mejorar el aislamiento térmico exterior suele ser de gran ayuda en estos casos. Sin embargo, si estas mejoras no funcionan, es posible que el problema se encuentre en la puerta. Puede que no estemos usando el mejor material para puertas de exterior o que necesitemos un burlete para puertas.

¿Qué es un burlete?

Un burlete es un accesorio para puertas que nos permite solucionar problemas de filtración y aislamiento. También se pueden colocar bajo ventana, sellando la entrada del aire frío o caliente. Además, su colocación también sirve para aislar del ruido.


Están fabricados en tiras de material aislante, de forma que se colocan en el canto de la puerta. La diferencia con los bajos de puerta, radica en el componente con el que está fabricado.

Mejores materiales para burletes

Lo más habitual es instalar un burlete de silicona, ya que son los más fáciles de limpiar y los que mejor resisten a los agentes químicos. De esta manera, no habrá problemas en el mantenimiento de la comunidad y la vida útil de este accesorio será mucho más larga. Otra ventaja de este compuesto es la diversidad de colores y formas, que se adapta sin problemas al modelo de nuestra puerta.

burlete aislante

En las puertas de garaje, nuestra recomendación es instalar un burlete de aluminio y PVC. Además de proteger de la lluvia y el viento, son mucho más resistentes. Si el problema de nuestra puerta exterior es la entrada de insectos, lo mejor será colocar un burlete de cepillo. Como su nombre indica, cuenta con un pequeño cepillo flexible en su parte inferior que impedirá la entrada de insectos y polvo.

Tipos de burletes para puertas

  • Sencillo: Es el burlete más utilizado y se coloca en la parte inferior de la puerta.
  • De doble rollo: Tienen forma de canal y una almohadilla cilíndrica a ambos lados. Es recomendable su uso para puertas de exterior, asegurando su aislamiento.
  • Bajo puertas: Este aislante para puerta es el recomendable para suelos lisos.
  • Basculante: Únicamente aíslan cuando la puerta está cerrada.

Si la puerta del portal de su edificio no aísla correctamente, en Portalinox, somos expertos en puertas de portal de acero. Póngase en contacto con nosotros para cambiarla y mejorar el aislamiento exterior.

Quizás te pueda interesar